Views:
165

Alicante, 30 de abril de 2019.- La Fundación Lucentum Baloncesto Alicante tiene con la Kali Nord un auténtico tesoro. Y luce de ello con honra. Ha estado al lado del club cuando más lo ha necesitado y, ahora que el equipo acaricia la Liga LEB Oro, deja atrás los kilómetros de distancia entre su ciudad y la de los rivales como si de milímetros se tratase.

Lo demostró en los primeros desplazamientos del HLA Alicante, recorriendo toda pista que durante cuarenta minutos habitaran sus jugadores. Y lo ha hecho desde entonces. Empezaron con los desplazamientos de la primera fase: Villarrobledo, La Roda, Albacete, Almansa, Hospitalet y Murcia. Pero fueron más allá, dejando boquiabiertos a más de uno.

Con el comienzo de la segunda fase y el equipo asentado en la tercera posición de la tabla, sumando seis victorias y cuatro derrotas -casi todas ellas en el comienzo de la temporada-, la Kali Nord no falló a su cita, y acompañó a su equipo hasta el norte de España. Sin mirar el cuenta kilómetros del coche, viajaron a Santander, Navarra y, este último fin de semana, a Azpeitia.

Y el resultado, en cada uno de sus desplazamientos: victoria del HLA Alicante. No es para menos. De hecho, los propios jugadores han reconocido en innumerables ocasiones la fuerza y confianza que les garantiza jugar bajo los cánticos y ánimos de la Kali. “Ver que hay gente que nos sigue a más de 800 kilómetros de sus casas nos motiva mucho más si cabe; es increíble”, coincide la plantilla.

De este modo, con el objetivo de poner el punto final a una temporada de récord para la Fundación Lucentum, la Kali Nord volverá a estar al lado del equipo este próximo sábado 4 a partir de las 20.00 horas para hacer del Pedro Ferrándiz una auténtica fiesta. Porque, a falta de dos partidos para volver al lugar que siempre hemos merecido, la ilusión es máxima.

Comparte en las redes:

Comentarios

0