Views:
171

Alicante, 3 de febrero de 2019.- El partido entre Aceitunas Fragata Morón y HLA Alicante comenzó con la irregularidad propia de los primeros minutos. El conjunto alicantino trató de imponer su juego, pero tras unos instantes de incertidumbre, el equipo local despertó y consiguió mantener una buena intensidad defensiva, junto con un gran acierto en la zona ofensiva. A pesar de ello, los hombres de Pedro Rivero supieron frenar el ímpetu de C.B. Morón.  Por ello, la igualdad se apoderó del primer cuarto y, con muy buenos minutos por parte de ambos equipos, el marcador lucía un 16-15 a favor del conjunto sevillano.

El segundo cuarto comenzó con un Devin Schmidt estelar, que sacó a relucir su muñeca, y puso en ventaja a HLA Alicante (22-26) con tres triples de forma consecutiva. Sin embargo, Aceitunas Fragata Morón fue capaz de mantener el ritmo impuesto por el “francotirador” americano gracias a un porcentaje de acierto elevado también desde la zona exterior.

Morón-HLA-1

Además, los hombres de Antonio López se hicieron fuertes en el juego interior -con Jon Ander Aramburu como puntual- poniendo en dificultades el sistema defensivo planteado por Pedro Rivero. Asimismo, la velocidad y las transiciones rápidas, una de las armas de HLA Alicante, fue uno de los quebraderos de cabeza frente a C.B. Morón. Con todo, el conjunto alicantino mantuvo la intensidad y propició que la igualdad dominante en los primeros diez minutos se alargara durante el segundo cuarto (39-37).

Tras la reanudación, Aceitunas Fragata Morón dio un salto de intensidad y en tan solo dos minutos consiguió marcharse hasta los nueve puntos de diferencia. Continuando con la tónica vivida en el primer tiempo, HLA Alicante reaccionó a tiempo y evitó que el partido se pusiera muy cuesta arriba (46-45). La locura y el énfasis se apoderó del partido y las defensas brillaron por su ausencia. Finalmente, el tercer cuarto se cerró con el dominio del rebote por parte del conjunto sevillano y un margen que le permitía al C.B. Morón afrontar los diez minutos finales con relativa comodidad (60-54).

No obstante, el último y definitivo cuarto se caracterizó por la emoción y la tensión. Ninguno de los dos equipos era capaz de imponerse con solvencia sobre el otro. A estas circunstancias había que añadir un bajo porcentaje de acierto. Sin embargo, los hombres de Rivero dieron la vuelta a la situación y tras dos triples de Justin Pitts y ‘Chumi’ Ortega, respectivamente, pusieron la igualdad en el marcador (69-69) a falta de dos minutos para la conclusión del encuentro. Los instantes finales se convirtieron en una auténtica locura. Un triple, prácticamente imposible, de Devin Schmidt devolvió el empate al luminoso para llevar el encuentro a la prórroga en el Pabellón Alameda (72-72).

Morón-HLA-4

Los cinco minutos extras tuvieron una dinámica muy similar al resto del encuentro. El acierto desde el tiro exterior de HLA Alicante se sobrepuso a la falta de poderío defensivo. De esta forma, el conjunto alicantino impuso su juego en la prórroga y selló el octavo triunfo consecutivo -decimosexto de la temporada- en un final de infarto ante un C.B. Morón que demostró ser muy combativo.

FICHA TÉCNICA

C.B. Morón (81): Wright (6), Hadji Malick (8), Marco (8), Aramburu (22), Omlid (20), Cameron (4), Rodríguez (0) Sebirumbi (4), Vázquez (9), Cadot (0).

HLA Alicante (86): Pitts (20), Ortega (7), Díaz (7), Conde (16), Rodríguez (0), Larsson (2), Schmidt (25), Galán (8), Kingsley (0), Sidibe (-).

PARCIALES POR CUARTOS: 16-15, 23-22, 21-17, 12-18, (9-14).

Comparte en las redes:

Comentarios

0